15/08/2018

Duelo de ex arqueros

Hace 3 meses

Duelo de ex arqueros

Ambos jugaron para sus selecciones en distintas categorías, aunque Siboldi brilló más con Uruguay que Cristante con Argentina.

Ambos jugaron para sus selecciones en distintas categorías, aunque Siboldi brilló más con Uruguay que Cristante con Argentina.

Hernán Cristante y Robert Dante Siboldi se enfrentan por primera vez en una Final. Dos ex arqueros que compartieron algunos entrenamientos en Gimnasia y Esgrima de Argentina.

El actual estratega de los Diablos surgió de las Fuerzas Básicas de Gimnasia, donde debutó en 1990 para permanecer hasta 1993, justo cuando se dio su llegada al Toluca.

Siboldi, actual técnico de Santos, llegó a ese club argentino procedente del Peñarol de Uruguay para la Temporada 1988-1989 por petición de su paisano Luis Garisto.

Siboldi declaró que la oportunidad de dirigir al Santos fue una decisión que tomó por cuenta propia, asumiendo el riesgo.

Un año después, este estratega charrúa fue contratado por el Atlas, a donde se llevó a Siboldi, quien no había tenido mucho para jugar en Esgrima porque el titular era Gustavo Adolfo Moriconi.

Pero Moriconi también llegó a México fichado por Rayados a mediados de 1989.

Cristante, una temporada antes entrenaba codo a codo con Siboldi, comenzó a tener titularidades, alternando con Enzo Noce, para jugar cerca de 55 partidos en Gimnasia, antes de ser contratado por el Toluca.

Ambos jugaron para sus selecciones en distintas categorías, aunque Siboldi brilló más con Uruguay que Cristante con Argentina.

Robert disputó las Copas América de Ecuador 93 y Bolivia 97, además de las Eliminatorias mundialistas para Estados Unidos 1994 y Francia 1998, aunque no consiguió la clasificación a la justa internacional.

Cristante participó en la Sub-19 y Sub-23 de Argentina, así como en la Copa América Uruguay 1995. Su último título como arquero fue sobre Santos en el Bicentenario 2010.

Los dos ex arqueros y hoy finalistas se enfrentaron en tres ocasiones: en la temporada 1995-96, así como en los Torneos Verano e Invierno de 1999, Cristante con Toluca y Siboldi con Tigres, con saldo de un triunfo para el argentino y dos empates.

SANTOS

Robert Dante Siboldi manifestó que la idea es salir campeón, "hicimos ambos un buen torneo, tuvimos cuatro semanas de líderes, perdimos el segundo lugar en última fecha por diferencia de goles. Va a ser una gran final", expresó.

Al comentar sobre el dominio de Toluca sobre Santos en Finales, el uruguayo indicó.

"Las estadísticas son para el diario del lunes, nosotros queremos dejar nuestra huella, nuestro aporte para la institución que tanto trabaja para el futbol, en el espectáculo para el aficionado".

Señaló que hay una gran conexión con la gente, se genera una mística importante en el plantel, "el sentir en la tribuna, eso es muy importante, creo que el equipo está muy conectado con la afición independientemente de cualquier estadística".

Admitió no haber imaginado estar en la Final en este torneo.

"El hecho de que estemos en esta instancia lo imaginé cuando comenzamos a trabajar el 5 de diciembre, tenía ilusión de poder dirigir en primera, eso estaba posterior cuando vine a trabajar en fuerzas básicas, donde hubo buena labor de todo el equipo".

"Una oportunidad que no la busqué, se me dio, pero luego alcé la mano, se me tuvo confianza y aproveché la oportunidad".

Indicó que para este primer partido tiene disponible a Néstor Araujo, pero no lo confirmó en la alineación.

TOLUCA

Hernán Cristante manifestó que jugar una final ahora como estratega es una sensación similar cuando era jugador. "Me hace sentir limitado, un poco impotente, en la cancha resolvía, gritaba, ahora es estar del otro lado".

Negó que con esta Final vaya a callar bocas, "no hay nada nuevo bajo el sol, no es callar bocas a nadie, la propuesta del equipo ha sido mejorar, hacer a un lado las críticas y los argumentos".

Dijo tener un par de dudas en su formación, ya que tiene algunos golpeados, pero lo considera normal.

De Siboldi destacó que es muy profesional, "compartí cancha con él en 1988 y 1989, era un gran profesional, de una buena línea".

"La base de la alineación es esa, la del partido anterior, en una Final no hay nada nuevo para trabajar, se puede cambar la ficha, pero en general es jugar sin temor y tratar de cometer los menos errores  posibles, leer los tiempos, cuando hay que atacar más o defender".

De la cancha del Corona, donde cayeron los favoritos, Cristante dijo esperar un partido muy cerrado, "no quiero el mote de favorito, pero tampoco nos molesta tenerlo, es parte de esto, pero sí va a ser complicado, no hay partido fácil, así que el resultado es reservado".

"Como técnico ha sabido tomar las riendas de un equipo que venía armado, trabajado, con buenas raíces, con cimientos y conocimientos de él estando en fuerzas básicas, apuntaló bien, lo hizo sólido y siempre  mantiene una línea, es un trabajo específico".

Ver noticia en Laaficion.milenio.com

Temas Relacionados: