23/06/2017

Chivas, líder en absoluto de la mano de sus delanteros

Hace 3 meses

Chivas, líder en absoluto de la mano de sus delanteros

Chivas derrota 2-0 al Veracruz

Chivas derrota 2-0 al Veracruz

"Den todo lo que tengan y lo que no, también" fue el mensaje de Matías Almeyda en la puerta del vestuario previo al partido ante Veracruz. El líder general frente a un partido trampa, un panorama similar al de Chiapas por lo que el ‘Pelado’ quería atención total para salir con el triunfo. Y así mismo fue.

Chivas trabajó el partido. Casi 60 minutos para que llegara el gol, pero con Pulido es más fácil. Alan abrió el cerrojo y Zaldívar cerró el partido con un remate de libro de texto. El Rebaño manda en la Liga MX y lo hace sin compartir con nadie el sitio de privilegio. 20 puntos y la Liguilla a la vuelta de la esquina.

Chivas 2, Veracruz 0

Es una costumbre en el Rebaño de abuchear a alguien de su equipo. No importa si es un ídolo consagrado como Bravo o un joven con mucho futuro como el ‘Maza’ Rodríguez o el ‘Gullit’ Peña, pero con Reyna los reproches son más que justos. En su momento un intento de directivo como ‘Rafita’ Puente lo fichó pagando cinco millones de dólares argumentando que era el mejor jugador mexicano de la Liga. Al final, Reyna metió un gol y se fue por la puerta de atrás y del directivo que lo compró no queda más que la sensación de que el equipo vivió su peor época en el profesionalismo. A Reyna no le perdonan su poca entrega y su profundo amor al América, por eso cada que la tocaba la gente lo abucheaba con odio.

Dejando de lado a Reyna el rival de esta noche dejó mucho qué desear en el primer lapso y al final del primer tiempo no se fue en desventaja por dos manotazos de Pedro Gallese.

La primera llegó pronto, antes de los dos minutos cuando se dio un remate de tacón del Chelo Zaldívar tras galopada del Chapo Sánchez y Gallese de la línea la mantuvo en juego.

Antes de los 10 minutos de juego llegó un disparo cruzado de Orbelín y Gallese, de nuevo, a tiro de esquina.

El asedio rojiblanco seguía y ahora era Alan el que perdonaba; Pulido llegó un segundo tarde a un centro medido de Orbelín y se perdían el gol de la quiniela.

Orbelín era la válvula de escape para el Rebaño y se dio lujo ante el internacional uruguayo Egidio Arévalo Ríos, quien no podía frenar al guerrerense y no sólo eso quedaba de manifiesto la diferencia de velocidad de uno con otro e incluso hasta un túnel le hizo Orbe al Cacha quedando lejos de la jugada.

Veracruz tuvo un tiro al arco y le llegó directo a Rodo Cota; después in tiro centro fue desviado por Salcido, pero directo al cuerpo del portero tapatío. Primer tiempo sin goles de dominio rojiblanco, pero ningún equipo pudo marcar diferencia.

El segundo lapso comenzó con una advertencia de los Escualos y Rodolfo Cota no dudó en meter las dos manos y desactivar el peligro.

Tras el susto llegó el gol rojiblanco, cuando Alan tomó el balón fuera del área visitante y se quitó al Patrón Álvarez, y Marcelo Alatorre se barrió sin fortuna y de pierna derecha Pulido disparó pero a la posición de Gallese, quien se comió el gol. No le puso toda su fuerza a las manos y el balón acabó en el fondo de su arco. Gol de Alan que despertó a la tribuna y puso a festejar a la nación rojiblanca.

El conjunto de Almeyda era mejor pero no lo manifestaba en el marcador, primero Zaldívar disparó por un costado de la cabaña del portero peruano y a los pocos minutos el ‘Aris’ Hernández llegó hasta el área chica de Gallese y no pudo controlar el balón para incrementar la ventaja tapatía. El Rebaño seguía en su afán de ir a matar el partido y para eso Almeyda mandó a la cancha a Carlos el Güero Fierro buscando que mediante esa vía llegara el gol de la tranquilidad.

Físicamente el Rebaño era mejor que el rival y en los últimos 10 minutos se le cayó el equipo a Juan Antonio Luna, era tanta la diferencia que por izquierda el ‘Aris’ Hernández parecía extremo y Orbelín era un delantero más, incluso al 84 Pineda tuvo para ampliar el marcador, pero el balón se fue por un lado y al final Gallese le ganó un mano a mano a Pizarro lavando un poco su error en el gol de Pulido. Después del paradón del peruano llegó el gol que le puso orden al partido. Tiro de esquina por izquierda y el ‘Chelo’ brincó exacto y conectó de cabeza lo justo para vencer a Gallese, de destacar que al ‘Chelito’ lo marcaba Egidio Arévalo, un contención que mide unos 20 centímetros menos que el ariete tapatío.

Goles: 1-0 Pulido '56, 2-0 Zaldívar '90

Amonestados: Pulido (Ch)

Árbitro: Óscar Macías

MC


Ver noticia en Laaficion.milenio.com

Temas Relacionados: