20/01/2018

¿Sería lo mismo NXT hoy en día sin el fracaso de WWE ECW?

Hace una semana

¿Sería lo mismo NXT hoy en día sin el fracaso de WWE ECW?

NXT, el sistema de desarrollo convertido en tercera marca de WWE. Elogiado hasta la saciedad por muchos, el proyecto de Triple H ha levantado pasiones desde su relanzamiento en 2012 por su frescura, sus estrellas independientes y sus enfrentamientos soñados durante años. Más que los programas semanales, los eventos especiales demuestran un gran nivel. El …

NXT, el sistema de desarrollo convertido en tercera marca de WWE. Elogiado hasta la saciedad por muchos, el proyecto de Triple H ha levantado pasiones desde su relanzamiento en 2012 por su frescura, sus estrellas independientes y sus enfrentamientos soñados durante años. Más que los programas semanales, los eventos especiales demuestran un gran nivel. El …

NXT, el sistema de desarrollo convertido en tercera marca de WWE. Elogiado hasta la saciedad por muchos, el proyecto de Triple H ha levantado pasiones desde su relanzamiento en 2012 por su frescura, sus estrellas independientes y sus enfrentamientos soñados durante años.

Más que los programas semanales, los eventos especiales demuestran un gran nivel. El último, TakeOver: WarGames, tuvo más comentarios positivos en las redes que Survivor Series, la gran velada con la que compartía fin de semana. Hasta el conocido periodista de lucha libre Dave Meltzer se rinde a la calidad de NXT, cuyos enfrentamientos ya cosechan mejores puntuaciones que la mayoría de los que se celebran en WWE.

¿Es casualidad que, de todos los territorios de desarrollo de WWE, NXT sea el más mediático? A bote pronto, la primeras siglas con las que se hacen comparaciones son las de ECW. La institución extrema regresó a la acción de la mano de WWE a mitad de la década pasada, después de dos especiales anuales y un DVD de gran éxito de ventas.

Desde el primer momento, la nueva andadura de ECW comenzó con más facilidades que en su vida anterior. Apadrinada por WWE, se alcanzó un acuerdo con el canal de televisión SyFy para su emisión. Paul Heyman, que retomó el control del show, tenía un duro, pero bonito reto por delante: la resurrección de lo extremo. Un producto igual de fresco en una década muy diferente.

Heyman tenía claro con los luchadores quería contar: una mezcla entre varias de sus antiguas estrellas de los noventa y algunos de los luchadores independientes más destacados del planeta. Así es como juntaron a Rob Van Dam, Chris Benoit, CM Punk y Mike Knox en un mismo elenco. Sabía perfectamente que otras de sus ex-estrellas no encajarían en el molde de Vince McMahon, pero, por ejemplo, Tommy Dreamer y The Sandman podrían aportar mucho al talento joven y acabaron llegando.

Paul Heyman y Rob Van Dam en una emisión de ECW 2006

No pintaba mal todo. Fueron a grabar al mítico Manhattan Center, contaron con buenos medios de producción e incluso una rivalidad de la marca desembocó en WrestleMania 23. No obstante, la creatividad de Heyman pronto se toparía con el techo de cristal, impuesto por los mandamases. El actual consejero de Brock Lesnar era la persona al cargo de ECW, pero debía responder ante Stephanie y Vince McMahon en última instancia.

Rob Van Dam se convirtió en el primer Campeón Mundial ECW, portando simultáneamente el Campeonato WWE. Big Show se lo arrebató poco después y lo retuvo de cara a December To Dismember, el primer y último PPV exclusivo de la marca extrema. El plan de Heyman fue que el pequeño CM Punk hiciera una hazaña digna de un superhéroe y derrotara al gigante campeón dentro de la cámara de eliminación en el evento estelar.

Cuando el plan llegó a la mesa de Vince McMahon, la negativa fue rotunda. El jefazo pensó que Big Show quedaría muy mal y cortó por lo sano. Heyman era fan del gigantón, no quería perjudicarlo, nada más lejos de la realidad. Las ideas de Paul E. eran así, le gustaba hacer movimientos arriesgados. Recordemos que Mikey Whipwreck le arrebató el Campeonato Mundial ECW a The Sandman en 1995; asímismo, el menudo Whipwreck fue el primer ganador de la triple corona en la promoción de Heyman y llegó incluso a derrotar a Stone Cold Steve Austin.

CM Punk y Rob Van Dam compiten en la Extreme Elimination Chamber de December to Dismember (2006) – WWE

Bobby Lashley, el preferido del dueño, acabó ganando el título aquella noche. El resultado fue devastador: el peor PPV de la historia de WWE y Heyman dimitió de su puesto como programador. Después de esa fatídica noche invernal de 2006, ECW duraría apenas otros tres años hasta su desaparición en febrero de 2010.

El sistema siguió haciendo su función, pero ya no captaba ningún interés. Nuevas estrellas como Sheamus o Jack Swagger continuaron formándose y llegaron a debutar en el elenco principal. Incluso conocidos como Matt Hardy, Shelton Benjamin o Christian fueron a intentar revitalizar la marca sin éxito.

El último episodio del programa será siempre recordado por los aficionados. WWE decidió acabar con la agonía y anunció la cancelación de ECW en detrimento de un nuevo show innovador: NXT. En un ataque de nostalgia, las personas a cargo quisieron imitar el final del último evento de la ECW original.

En aquella ocasión, Rhyno retó a Sandman después de retener el Campeonato Mundial de la empresa en una triple amenaza y acabó proclamándose campeón. Esta vez fue Christian el que defendió y perdió la correa ante Ezekiel Jackson. Un cambio absurdo, pues nada iba a cambiar y el cinturón desaparecería igualmente.

Dos años después del fracaso del formato reality del show amarillo, WWE decidió prescindir de Florida Championship Wrestling y Triple H se hizo cargo de un proyecto muy prometedor. Promesas del territorio de desarrollo e inadaptados del elenco principal se dieron cita en el NXT de la actualidad, el laboratorio de WWE. El resultado fue un pequeño oasis donde cualquiera podría tener una oportunidad de brillar. Así, un delgado Seth Rollins consiguió proclamarse primer campeón de la marca; un bajito, pero habilidoso, Neville capturó dos cinturones; un psicópata llamado Bray Wyatt nos dejó inmóviles con sus extrañas acciones. NXT se convirtió poco a poco en el lugar donde estar y de WWE ECW, bueno, pocos nos acordamos.

Para saber más de la extinta ECW original:

5 Razones por las que ECW influyó la guerra de los lunes

Las 10 mejores luchas de ECW en su primer época (1992-1996)

Advertisements

Ver noticia en SuperLuchas.com

Temas Relacionados: