20/11/2017

Daniel Suárez busca escribir su historia

El pasado Martes 07

Daniel Suárez busca escribir su historia

El primer mexicano campeón de la Xfinity, Daniel Suárez mencionó que aspira conseguir este año el Novato del Año en la Monster Energy NASCAR Cup Series.

El primer mexicano campeón de la Xfinity, Daniel Suárez mencionó que aspira conseguir este año el Novato del Año en la Monster Energy NASCAR Cup Series.

En 2016 Suárez se convirtió en el primer mexicano en ganar un campeonato en una de las tres series nacionales de NASCAR en Estados Unidos y también fue el primero en lograrlo sin ser estadunidense, todo eso lo movió a subir su nivel de y de motivación.

"Se siente bien ser campeón de la Xfinity Series. Sientes que tanto trabajo y dedicación de mucha gente empieza a pagar de regreso. Después de la primera victoria en Michigan me puse a pensar: 'ya somos un equipo fuerte que puede ganar el campeonato'. Y lo disfruté muchísimo. Es algo que disfruto todavía cuando veo las fotos, pero cumples una meta, la festejas y hay que ir a la siguiente, si no, te quedas estancado. Te quedas pensando en ese campeonato por toda la vida y eso no es correcto. Ahora estamos en la posición de buscar otro", mencionó.

En todas las categorías en que ha estado en NASCAR en Estados Unidos ha sido Novato del Año, ahora tiene contrincantes fuertes, pero este título es su siguiente meta...

No sé si lo ganaremos. Tenemos muchas posibilidades, eso no hay duda, pero hay que pensar carrera por carrera. No sé en dónde puedes ver los puntos. No están en mis prioridades cómo van. Eso se va a dar si haces tu trabajo en la pista. Yo estoy pensando en la carrera que corro hoy y si hago bien mi trabajo en la pista, esos puntos se van a arreglar solos.

Cuestionado sobre sus mejores amigos entre los pilotos de Cup...

No tengo, jeje. No hay amigos en la pista. Me llevo bien con mis coequiperos y algunos otros pilotos, pero mis mejores amigos yo los traigo a la pista, no corro contra ellos.

Suárez no pensaba ser piloto, era un hobby...

Mi papá fue quien realmente empezó todo con las carreras de go-karts cuando yo tenía 10 años de edad. Al principio fue como un hobby. Mi meta no era ser piloto, pero siempre me gustaron mucho los carros y la velocidad. Mi familia no viene de carreras, como les sucede a otros pilotos.

A los 14-15 años me empecé a dar cuenta que esto me gustaba mucho. No sabía exactamente si podía hacer una carrera de esto, pero estaba seguro que quería correr autos todos los días. En México fue difícil, pero empezamos a conocer gente con más experiencia y las cosas comenzaron a funcionar bien.

Sobre su paso en el programa Drive of Diversity de NASCAR y la diferencia con sus compatriotas quienes también buscaron esa oportunidad sin éxito...

Cuando me mudé a los Estados Unidos no tenía muchos patrocinadores y estaba buscando quien me pudiera apoyar en esta carrera. Cuando vas empezando es la etapa más dura y no tenía muchas opciones. El programa de Diversidad de NASCAR me ayudó mucho para poder tener una oportunidad con un equipo que no era el mejor, pero era decente y lo mejor de todo es que no tenía que pagar. Eso me ayudó mucho para poder aprender y tener una oportunidad en el futuro como sucedió con Joe Gibbs Racing.

Antes de mí hubo varios pilotos mexicanos que corrieron acá, pero no tuvieron el apoyo del programa. Creo que fui el primero, aunque no estoy seguro. No sé cuál fue la diferencia, yo siempre he trabajado muy duro y he creído en lo que puedo hacer. Creo que uno de los errores que cometemos como mexicanos al ir a Estados Unidos, es que pensamos que va a haber algún tipo de discriminación. Muchos amigos en México me lo comentaron, pero para mí no hubo nada de eso. Creo que la mentalidad que yo tuve fue un poco diferente y funcionó. Soy muy afortunado por tener una gran familia que me ha apoyado y dirigido por el camino que yo creo que es el correcto.

En México hay una gran tradición de los autos tipo fórmula, pero él quería rallies...

Nunca pensé en correr fórmulas, en correr NASCAR o algo en específico, solamente quería correr. Aunque primero quería rallies. No sabía si iba a tener la posibilidad de correr en dos años. Entonces yo disfrutaba cada año como si fuera el último.

Tuve la oportunidad de competir en Europa en campeonatos mundiales de go-karts y cuando regresé, hice algunas prácticas en Fórmula Renault en México con uno de mis amigos, quien competía ahí (Enrique Baca); queríamos hacer algo, pero era demasiado caro y no había patrocinadores. Me di cuenta que necesitabas tener una familia de mucho dinero para poder correr en esas categorías. Afortunadamente en NASCAR había muchos patrocinadores y luego salió la oportunidad ahí.

La mayoría de la gente piensa en pilotos de fórmulas haciendo ejercicio y con dieta especial, pero no tanto en los de NASCAR...

La gente no sabe lo fuerte que es manejar un carro de NASCAR y las temperaturas. Vas prácticamente adentro de un horno. La preparación física es muy importante, hay muchos pilotos en NASCAR que hacen mucho ejercicio, otros no tanto. Yo soy uno de los que hace más, es una combinación de gimnasio, con bicicleta de montaña y de ruta.

Muchos pilotos si tienen una alimentación especial, yo no tanto, no la puedo seguir. Me gusta comer de todo, pero como nutritivo.

Ver noticia en Laaficion.milenio.com

Temas Relacionados: